Talentya

Decía Cervantes que un refrán o un aforismo es una frase corta que contiene una gran experiencia.

En un lugar de Palma de Mallorca de cuyo nombre ¡sí quiero acordarme!!!… “CAN MARTÍ FELIÚ”, encontré una palabra que contiene mucha sabiduría, experiencia, amor, humanidad, y está llena de libre
pensadores: Esa palabra es “Talentya”.

No cambiemos el mundo, el mundo es maravilloso y solo tienes que viajar para comprobarlo, pero sí por favor cambiemos muchas cosas de la humanidad. Y eso solo se consigue con proyectos como
“Talentya”.

Llegué un 12 de julio a un palacio con 800 años de antigüedad sin saber a dónde iba. Rápido me sentí como en casa al encontrarme a algunos de mis amigos y patrocinadores: Belén Blanco, Juanjo
Fraile, Sandra Ibarra, Mago More, Cipri Quintas, Alfonso González, Jesús Vega, Fernando Romay, Tomás Pascual, María José Hidalgo de Globalia… Así que en familia!

Por Talentya he hecho cosas que en 43 años nunca había hecho, como fue no asistir al ensayo general del estreno de mi nuevo show “Punto de Partida”, tan solo por el hecho de no perderme ni un
minuto de tal evento.

Como diría Juanjo Fraile, llegaron las 12 del viernes, llevábamos 72 horas en Talentya y yo no podía iiiiiiirme de allí!!! Llegó la hora de mi avión pero no me podía levantar sin escuchar a cada genio, uno
tras otro que iban pasando por el escenario más pequeño que he conocido, el que pisaban los artistas, maestros, escritores y pensadores más grandes!!! No cabía en ese escenario tanto Talento!!!

¡Qué momentos tan especiales hubo! Para mí fue emotivo la canción que La Niña Pastori cantó, compuesta y dedicada para Rosa Lagarrigue, porque quiero mucho a Rosa y me llegó al corazón. La Niña
Pastori ha pasado a ser La Gran Mujer Pastori! No la veo como una niña nunca más! Aunque todo hay que decirlo, sus cimientos los pone un tal “Chaboli”. ¡Qué genio!!! Los 2 juntos son la grandeza de
la sencillez!!!

Dicen que cada persona que pasa por nuestra vida se lleva un poco de nosotros y nos deja algo de ella. De todos y cada uno de los ponentes y asistentes a Talentya me traje algo, algo maravilloso
que intentaré resumir. Os cuento…

Lo que me dísteis

De nuestros anfitriones, organizadores y cuidadores Belén Blanco, Juanjo Fraile, Jesús, Pedro, Candela, Sofía, Saúl, Alfredo, Leo… que dicen no dedicarse a la organización de eventos, y posiblemente sea uno de los actos mejor organizados a los que he asistido. Lo que me vuelve a demostrar que es mejor rodearte de gente con pasión que de aquellos que dicen saber hacer.

Pasemos a los ponentes…

De Gema Hassen-Bey me llevo la conclusión de que lo que nos diferencia de ella es que… Gema, mi vida… “Nosotros vemos tu discapacidad con más facilidad que tú las nuestras” ¡nada más!

De José María Gasalla, para mí “El Gran Gasalla” cuando concluyó diciendo… “Lo que le pido a Diós es ser un viejo joven”. En mi caso yo miro al pasado y veo la vida de un viejo y miro al futuro con la ilusión de un niño. Tan solo eso le pido a Dios que ¡es mucho!!!

 

De Fernando Romay me quedo con la sabiduría de que… “Cuando dejas de darle importancia al chandal de brillo te darás cuenta de que el éxito realmente es disfrutar llevando el chandal de algodón”.

 

Se dijo que la nueva generación no respeta igual que la de antes, pero a ese respecto me gustaría hacer el siguiente análisis de una frase: “Los jóvenes de ahora son un desperdicio, no tienen respeto
ni valores, no sé qué va a ser de este mundo”. (Séneca)

De Jesús de Planeta me encantó su frase: “En tiempos de viento unos construyen muros y otros molinos”. Yo siempre digo algo parecido: “En tiempos de crisis el ascensor está roto pero siempre hay
una escalera de servicio cerca”.

De Teresa Viejo…. ¿Qué me quedo de Teresa Viejo? ¡Me quedo sencillamente con Teresa!!! Y de su ponencia lo que me quedó fue reconocer la importancia de esas personas que han plantado la semilla
del éxito en nosotros porque son tan culpables de nuestro éxito como nosotros mismos. Yo digo que son las personas que nos empacan el paracaídas para que saltemos desde lo alto al abismo y
caigamos sobre seguro.

De Lara, la niña más grande que he conocido, nuestro ángel de Talentya, de la gran Lara me quedo con sus ojos de interés escuchándonos y ver que estamos dejando un mundo maravilloso en una
nueva generación que viene con ojos de aprender.

De la ponencia de Antonio Garrigues se me quedó grabado que… “La vida consiste en vivir en desacuerdo”. Y esa maravillosa reflexion… “Te regalo la Ciencia corporal” como decía la prostituta de la
obra de Garriges, vosotros Talenteros me habéis regalado vuestra “Ciencia intelectual”.

Siguiendo el hilo de su ponencia… “Yo soy yo y mis circunstancias” y seré mejor persona gracias a la circunstancia de haber pasado unos días junto a vosotros.

De Raúl ¿qué voy a decir? “No-mad” qué decir! Dio una lección auténtica de vivir para servir. Me recordó su ponencia a la bíblica frase de que “El que no vive para servir, no sirve para vivir”.

De José Manuel recibimos la lección de que el fin justifica los medios, hacer deporte para hacer bien a otros, es el mejor medio para un fin.

Y de Gaspar, nuestro gran guía, me quedó la siguiente frase: “El amor es lo único que a los libres esclaviza y a los presos libera” (Ramón Yull).

De Diges, Aja, Coque y Teresa, aprovechando que vengo de Cuba os diré tal y como decía el Ché, con vosotros hasta la victoria, ¡no hay otra opción! Con vosotros inicio cualquier revolución! Eso sí,
una revolución artística!!!

De Ramón me quedo con la alegría de ver como los grandes presidentes ya saben qué tan importante es la labor social en una empresa como el objetivo empresarial!

De Tomás Pascual entendí por qué su marca incluye la palabra “Calidad”. No podría ser de otra manera de un presidente cuya definición sería esa, “pura calidad” y enhorabuena porque con raíces como
las tuyas los españoles estamos en buenas manos, por lo menos a la hora de desayunar!!!

La historia de la maravillosa Ana María Llopis me recordó aquella frase que dice: “Cuando crees que tienes todas las respuestas, llega Dios y te cambia las preguntas”. ¡Qué vida tan inspiradora! y
desde ya sigo “ideas4all”.

De Alfonso me quedo con su habilidad de componer la banda sonora de nuestro paso por Talentya y ver cómo crece humanamente un compositor cuando está por encima de las notas musicales. ¡Qué
gran proyecto!

De Marc y Javier me quedo con algo que tengo que curarme. Y fue sentir absoluta envidia de aquellos que van por delante de mí a 3000 años luz digitales. Eso sí, Marc, por amor, prefiere llevar las
gafas de madera diseñadas por su mujer Lara, entes que unas Google Glasses! Lo que te hace ver que el amor por su chica está por encima de toda tecnología y que al final todos somos iguales en lo
más importante, ¡el amor!

De Nacho Villoch me llevo su frase “El talento, use it or lose it”, efectivamente hay que ejercitar nuestro talento porque la creatividad es la clave del éxito. De Nacho también sentí la admiración de ver
como otro escritor ha encontrado una maravillosa y genial manera de contar su historia. ¡Brillante Yago!

Esta es la “vivlium” de mi paso por Talentya. Un Nuevo Testamento que marcará una nueva vida…

Y si se me ha olvidado mencionar a algún ponente es porque te llevo tan dentro de mi corazón que ya saldrás…

Yo escribo todos los años un libro a mi hija que se llama “QUÉ RAZÓN TENÍA MI PADRE”, este año toca el volumen 7 y este post será mi última página del libro 2016. Y más frases que fueron cayendo
por Talentya que se quedaron grabadas en mí.

De la Niña Pastori en boca de Sabina: “Los discos no se terminan, se abandonan”.
Realmente pasa los mismos con los espectáculos

No podemos sentir miedo a la vez que sentimos alegría (Luis Malibran).

“Qué grandes cosas me ha regalado el cáncer de páncreas” (Sonia Díaz).

Y porque es necesario ser agradecido concluyo diciendo:

Todos los años conozco a alguien que me hace preguntarme, ¿cómo he podido yo vivir sin esta persona hasta ahora? A esas personas las llamo “mis descubrimientos”.

Gracias a More (mi gran descubrimiento del 2014)
Gracias a Cipri (mi gran descubrimiento del 2010)
Gracias a Juanjo (mi gran descubrimiento del 2015)

Y Gracias a Belén!!! ¡Cómo una persona puede decir tantas cosas en silencio!
Yo quiero una mujer así, que sepa hablar tanto sin mencionar una palabra.
Tus ojos lo dicen todo!

Y por supuesto gracias a todos los que estuvisteis en Talentya porque como veis me llevé mucho de vosotros…
GRACIASSS!!!

 

LUIS ÁLVAREZ